Desde casa, en la Playa de San Juan, podía contemplar que la nieve cuajaba en las cumbres del Cabeçó d´Or y el Maigmó. Eran las únicas montañas que podía divisar porque otras como Aitana, la Carrasqueta o el Puig Campana, que seguro que estaban a tope, las cubrían densas nubes. Las informaciones hablaban de una de las mayores nevadas en la provincia desde hacía años con toda su superficie cubierta de blanco a partir de los 500 metros. Era el 14 de diciembre de 2009. Estas imágenes son el resultado de un recorrido por los castillos de la provincia de Alicante que se cubrieron de nieve en aquella nevada histórica.

El Benacantil parece acariciar la nieve que cubre Aitana

Desde Aitana al Puig Campana, un cerco de nieve

Biar y su castillo en una estampa navideña

Biar desde la parte baja del pueblo

El castillo de Biar, en 2009, en fase de restauración

El castillo de Castalla con retazos de nieve

El palacio fortaleza del Marques de Dos Aguas en Onil

Banyeres cubierto de nieve

Primer plano del castillo de Banyeres

El castillo de Barchell, cerca de Alcoi

El pequeño castillo de Penella

Benifallim y su pequeño castillo

La torre Sena, entre Penáguila y Benifallim

Restos de nieve en el entorno de Guadalest

Restos del castillo de Alfofra o Confrides en la Cua de Bacallar

Benasau con la torre del Palacio a la izquierda

El castillo de La Costurera, cerca de Balones

Restos del castillo de Travadell, cerca de Millena

El castillo de Planes en el centro del municipio

Torre del palacio de Malferit, en alcolecha

Aquella nevada cubrió de nieve toda la parte alta de la provincia

  • IMÁGENES DE MANUEL DOPAZOCompartir en TwitterCompartir en Facebook

$
$$